Arcade Fire cierra un accidentado Lollapalooza

El grupo Arcade Fire fueron los encargados de cerrar en Chicago el festival Lollapalooza. Un festival multitudinario que se vio por momentos suspendido por una tormenta eléctrica que obligó a evacuar el recinto con más de 100.000 personas.

Este fin de semana ha finalizado en Chicago un accidentado Lollapalooza, ya que en la jornada del jueves, una tormenta eléctrica obligo a suspender los conciertos, por lo que los asistentes se quedaron sin ver a Lorde y a Muse, grandes cabezas de cartel. Pasada la tormenta, literalmente, los asistentes pudieron disfrutar en los días sucesivos de grandes conciertos como Chance The Rapper, Jutice, The Killers o Liam Gallagher, aunque este, como era de esperar, a la cuarta canción, abandonó el escenario y dejó a sus músicos tocando solos. Ninguna explicación a los allí congregados, hasta que Gallagher daba sus razones vía Twitter

Más tranquilo todo en la jornada de cierre, con Arcade Fire a la cabeza en el Grant Park de Chicago. Habrá que esperar a agosto de 2018 para ver que nos deparará una nueva edición de este festival en la ciudad americana.

Compartir